Aplicar estrategias de mecanizado de potencia de corte para mantener la productividad

sandvik

Los talleres de maquinaria siempre buscan aumentar la productividad, mejorar la eficiencia y reducir los costes impulsados por las exigencias del mercado y el constante esfuerzo por mantener la competitividad. Las fresas de ranurar de metal duro integral para desbaste son una solución a estas necesidades, pero muchas de las herramientas disponibles en el mercado presentan limitaciones de rendimiento, tanto en la vida útil de la herramienta como en la productividad y la seguridad del proceso. En este artículo se explica cómo la fresa de ranurar de metal duro integral CoroMill Plura HD puede superar estas deficiencias, con un rendimiento más predecible y fiable.

El Financial Times ha identificado la inflación y la guerra de Ucrania como los principales factores que han provocado la subida de los precios de la energía y las materias primas, incluido el acero. Estos incrementos de costes suponen un obstáculo importante para los fabricantes a la hora de conseguir un bajo coste por pieza, además de tener un impacto directo en la rentabilidad de los fabricantes. ¿Cómo pueden los fabricantes superar estos obstáculos en sus aplicaciones de mecanizado, satisfaciendo al mismo tiempo las demandas del mercado y manteniendo su competitividad?

Una solución es aplicar una estrategia de mecanizado de potencia de corte, que ha demostrado ser un enfoque muy eficaz para las operaciones de desbaste. Dicha estrategia garantiza unos índices de arranque de viruta eficientes y una excelente seguridad del proceso. Con una estrategia eficaz de potencia de corte, los fabricantes pueden optimizar las operaciones de desbaste, aumentando la productividad y reduciendo los tiempos de ciclo.

Pero, ¿cómo debe aplicarse una estrategia de potencia de corte? En pocas palabras, el método es similar al fresado lateral de alto avance (HFSM, por sus siglas en inglés) pero con una mayor anchura de corte radial, y solo se beneficia de un empañe y una carga de la herramienta controlados. Para aplicarlo con éxito, el método requiere un empañe radial elevado y constante y movimientos suaves durante el mecanizado, lo que contribuye a mejorar la seguridad del proceso, la vida útil de la herramienta y la productividad.

Otras estrategias

Antes de analizar la estrategia de potencia de corte, examinemos brevemente dos opciones convencionales para el desbaste. En primer lugar, está la estrategia de marco de cuadro, una antigua estrategia de desbaste con una trayectoria de herramienta ineficaz. Entre las ventajas de una estrategia de marco de cuadro se incluyen la falta de necesidad de actualizar los programas NC y que los programas son pequeños, lo que resulta beneficioso para máquinas antiguas con memoria y capacidades de procesamiento limitadas. Las desventajas incluyen no poder utilizar todo el potencial de la herramienta de corte en las ‘partes fáciles’ del recorrido de la herramienta, además de sobrecargar la herramienta de corte, por ejemplo, en las esquinas. El resultado es deficiente en todos los aspectos del rendimiento del mecanizado (vida útil de la herramienta, productividad, seguridad del proceso, calidad de la pieza mecanizada y desgaste/mantenimiento de la máquina herramienta).

Seguidamente, nos encontramos con la estrategia HFSM antes mencionada, una estrategia eficaz y de alto rendimiento que utiliza todo el rendimiento de la herramienta con una elevada seguridad de proceso y vida útil de la herramienta. Las herramientas HSFM suelen tener una densidad de dientes muy alta, lo que es muy beneficioso para la vida útil de la herramienta, así como para la productividad cuando se mecaniza con un empañe radial pequeño. El pequeño empañe radial también permite una profundidad de corte axial muy elevada. Sin embargo, estas herramientas no son adecuadas en absoluto para empañes radiales mayores y, aunque se apliquen con una profundidad de corte axial menor, se romperán. Si se necesita una profundidad de corte doble (2×DC), o inferior, la estrategia de potencia de corte resulta más eficaz.

Sin embargo, para lograrlo, se necesitan herramientas diseñadas para empañes mayores. Por eso, los ingenieros de Sandvik Coromant desarrollaron una fresa de ranurar de metal duro integral optimizada y eficaz que destacara en este campo. El resultado fue CoroMill Plura HD y ahora se lanza la siguiente generación con dos nuevas calidades.

Puedes leer más aquí:

Suscríbete a nuestra newsletter

Proyecto OPEN SMC 4.0

Proyecto OPEN SMC 4.O El conformado SMC (Sheet Molding Compound) es el proceso de referencia en cuanto a tecnologías de transformación que utilizan materiales compuestos.

Read More »

Síguenos en nuestras redes sociales

Compartir este artículo